TILLIE Y PHOEBE, AMOR INSEPARABLE

Saludos amigos una semana más. Hoy nuestros protagonistas son dos perros, Tillie, un setter, y Phoebe, una perra de raza basset. Tillie, estuvo una semana sin separarse de Phoebe, después de que su amiga quedara atrapada en una boca de un pozo.




Todo ocurrió en el estado de Washington, (EE.UU.). Los dueños de ambos perros denunciaron la desaparición de sus mascotas pero las autoridades no las localizaban. Fue una semana después, cuando una llamada de un lugareño a la protectora Vashon Island Pet Protectors, la que dio la pista sobre el paradero de los peludos.

La protectora peinó el terreno y alertados por los ladridos de Tillie llegaron al lugar de los hechos. Allí encontraron a Phoebe, atrapada, sobre unos trozos de cemento que la mantenían fuera del agua. Tillie, en lugar de dejar abandonada a su compañera, se mantuvo una semana a su lado todo el tiempo, ladrando y buscando ayuda para que algún humano socorriese a Phoebe.




Afortunadamente, esta historia tuvo final feliz, una vez más un perro dando al mundo una lección de valores. Esta historia ha sido miles de veces compartida en Facebook, y yo sinceramente espero que sirva para darnos cuenta de lo que realmente importa.


0 comentarios:

Publicar un comentario