CUIDADO, PERROS SUELTOS

Saludos amigos. Con mucha frecuencia intento salir a tomar el aire, caminar y hacer un poco por mantener la salud, caminando generalmente porque ya hablaremos sobre las diferencias entre correr y caminar. Dicho esto, veo que cada vez hay más gente que se anima a tener un perro como mascota ¡bien! 

No obstante, hoy vengo a tirar de las orejas a todos aquellos propietarios que me impiden hacer ejercicio al aire libre con tranquilidad a causa de sus perros. Y no es porque un perro pueda darme miedo, sino porque lo que es terrible es que la gran mayoría no están educados.


Es más, veo perros cruzándose delante de ciclistas, corriendo a su par, mientras su propietario/a chilla desde la lejanía sin que el animal haga ni caso. Queridos propietarios de esos perros ¿habéis enseñado a vuestra mascota el comando junto? ¿Sabe el animal acudir a su llamada? ¿Sabe el animal algo tan elemental como su nombre? ¿No, nada? Si todo el anterior es negativo, ya puedes dejarte la garganta gritando o bailar un tango, que tu perro no acudirá nunca a tu llamada, importunando a los transeúntes y lo que es peor, poniendo su vida en peligro.

Recordad, no a todo el mundo le gustan los animales, y el respeto entre todos debe ser la base de la sociedad. Asimismo, los perros son como los niños, necesitan educación y hay que estar dispuestos a ofrecérsela. Con 10 minutos de entrenamiento diario es más que suficiente, no es tanto sacrificio creo yo. Si no eres capaz, utiliza la correa.

¡Un saludo salvaje!

0 comentarios:

Publicar un comentario